16 mayo 2013

El árbol de la sidra en agosto




Un gran árbol de vidrio para rendir culto al néctar asturiano por antonomasia. La Empresa Municipal de Servicios de Medio Ambiente Urbano (Emulsa) ultima la adjudicación de un concurso cuyo fin es la creación de un árbol al que se dará forma con 2.000 botellas de sidra y cuyo principal objetivo es recordar a los gijoneses la importancia que tiene el reciclaje.
Con el período para la presentación de candidaturas ya cerrado, son varias las empresas, tanto del Principado como de fuera de la región, que se han interesado por un proyecto que será exhibido durante el mes de agosto, coincidiendo con los festejos de Begoña y la Sidra Natural, una celebración que incluye, por ejemplo, el récord de escanciado simultáneo. Para elegir la ubicación, que aún sigue sin concretarse, los responsables de Emulsa tendrá n en cuenta que sea un espacio de relevancia en la ciudad, sobre todo, durante los meses de verano.
La instalación salió a concurso por un precio máximo de 30.000 euros. El gran árbol de vidrio verde deberá cumplir una serie de requisitos establecidos por Emulsa. Por ejemplo, deberá tener forma de cono -similar a la de los árboles de Navidad instalados, por ejemplo, en la plaza del Instituto-, así como una altura de seis metros. Además, la empresa adjudicataria deberá construir la estructura con un diámetro de otros 4,5 metros. Será la propia empresa municipal la que facilite las botellas de sidra necesarias. Emulsa busca mejorar las estadísticas de reciclaje de cristal en la ciudad a través de este proyecto de concienciación. Para ello, dispondrá junto al original árbol un panel en el que explicará los beneficios de la reutilización del vidrio.